Noticias Recientes

Contáctanos:

Email
[email protected]

Teléfono
+52 (55) 5669-4540

Dirección
Indianápolis #70, Col. Nápoles Distrito Federal, MX – C.P. 03810

Síguenos:

Financiará Sedesol un proyecto para cultivar hortalizas y hongos

615

No obstante a las dificultades que para los cultivos agrícolas implica la aridez y climas extremosos como los que presentan en Ciudad Juárez,  Chih., la Secretaría de Desarrollo Social-Hábitat comenzó a financiar y a promover el cultivo de hortalizas y, muy en especial, del hongo seta (Pleutorus ostreatus) el cual requiere de cuidados intensivos.

Por su parte, decenas de residentes de la colonia Felipe Ángeles, presenciaron la inauguración de la Unidad Biointensiva de Alimentos Orgánicos, en el Centro Comunitario “El Retiro”, en donde asumieron, junto con Sedesol, el compromiso de cultivar este hongo comestible que a su vez les permitirá generar alimentos y recursos económicos.

Sedesol, a través de la fundación privada “Luis María Martínez”, con sede en la Ciudad de México, pretende que los colonos de la periferia de Juárez produzcan este alimento orgánico rico en proteínas vegetales.

Para ello se construyó un módulo especial con ambiente y temperatura controlados, esto dentro de un espacio específico en la azotea de los centros comunitarios que operan aquí.

El objetivo es que además de cultivar, cosechar, guisar y consumir en sus mesas esta clase de hongo (en mole, chile colorado, etcétera), las familias tengan la capacidad de comercializarlo tal y como se hace exitosamente en estados como Chiapas, donde los recursos generados han permitido a las familias mejorar su economía.

Para producirlo en esta zona desértica se debieron hacer adecuaciones técnicas que permitan mantener la temperatura y la humedad en niveles adecuados para el desarrollo de este hongo, como es la colocación de nebulizadores de agua, riego a través de relojes-timers, mosquiteros (ventanas antiafidos) y ventiladores para extraer el aire caliente, esto último pendiente de equipar, explicó Daniel Ambrosio Ruiz, director general de la fundación, presente en el primer módulo de capacitación para el cultivo de alimentos orgánicos “libres de pesticidas y químicos- a los residente de la colonia Felipe Ángeles.

“Los módulos no se terminan aún, pero con los nebulizadores y timers se ha asegurado una humedad adecuada a las bolsas de cultivo colgantes, preparadas con humus y fibra de coco (o avena) “ la verdad, para definir este proyecto al clima y condiciones de Juárez nos dimos una encerrona con biólogos especialistas en el área agrícola con los cuales finalmente debimos adecuar muchos elementos del proceso”, explicó a Norte.

Ambrosio Ruiz ofreció una introducción del proyecto ante colonos y diferentes personalidades y autoridades que se dieron cita al centro comunitario de la colonia, entre éstas la directora nacional del programa Hábitat, María Eugenia González Alcocer; Verónica Jiménez, de la Fundación Pedro Zaragoza; el alcalde Héctor Murguía Lardizábal y, Maurilio Fuentes Estrada, director de Desarrollo Social del Municipio.

“Venir al desierto es un reto; pero también se viene aquí porque es un reclamo de justicia social; queremos que la gente de aquí se apropie de este proyecto”, resaltó el director general de la Fundación Luis María Martínez.

Después de la explicación, los presentes pasaron a visitar el cuarto especial o módulo de cultivo de hongos, instalado en la azotea del Centro de Desarrollo Comunitario de esa colonia, denominado “El Retiro”, donde también se encuentra ubicado el sitio que ocupará el plantío de hortalizas, otro de los proyectos impulsados aquí por Sedesol-Hábitat.

Cada bolsa producirá cuatro cosechas de hongos, cada una de 8 a 9 kilogramos, explicaron empleados de la fundación en relación al proyecto de hongos setas.

Se reiteró que la producción de hongos comestibles es una alternativa importante para satisfacer las necesidades alimenticias de la población; además de utilizar residuos agrícola es una fuente que genera empleo y recursos.

Su producción no requiere de inversiones iniciales fuertes, pero si cuidados intensivos que aseguren una producción adecuada, se aclaró.

Según datos de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), el valor nutricional de los hongos comestibles es notable, ya que constituyen una magnífica fuente de proteínas por contener hasta 35% en base seca; este dato es significativo si se compara con el 13.2% del trigo y 25.2% de la leche.

Además, contienen vitaminas como la B1, B2, B12, C, D, Niacina y Ácido Pantoténico, así como ácidos grasos insaturados y un bajo contenido calórico.

De acuerdo a las autoridades mexicanas, el cultivo de hongos comestibles se encuentra muy poco desarrollado en México, a pesar de la potencialidad que existe para cultivar hongos que se desarrollan en forma silvestre y, de la tradición por su consumo.