Noticias Recientes

Contáctanos:

Email
[email protected]

Teléfono
+52 (55) 5669-4540

Dirección
Indianápolis #70, Col. Nápoles Distrito Federal, MX – C.P. 03810

Síguenos:

Producción en casa sombra vs invernadero

Invernadero

Invernadero

La producción de hortalizas bajo invernadero se basa en el control del ambiente para proveer las mejores condiciones a la planta para su máximo rendimiento. La casa sombra, con sus diferentes variantes, se utiliza principalmente para disminuir las quemadura por el sol en frutos y para proteger a los cultivos de las plagas. La habilidad de la planta en los invernaderos para crecer y desarrollarse depende de los procesos fotosintéticos. En presencia de luz, la planta combina bióxido de carbono y agua para formar azúcares que utiliza para su crecimiento y formación de frutos.

Los parámetros ambientales que afectan al crecimiento de la planta y que se pueden controlar en el invernadero son: temperatura, humedad relativa, intensidad de luz, concentración de bióxido de carbono, nutrición, disponibilidad de agua y el medio de cultivo.

El control de estas variables es uno de los objetivos prioritarios de la horticultura intensiva. Para ser más competitivo en los mercados hortícolas actuales, se debe conseguir mejor rendimiento y calidad fuera de la época normal del cultivo. Así, se ha recurrido a la utilización de invernaderos con cubierta plástica para intentar alcanzar estos objetivos. Sin embargo, a pesar que la utilización de estos materiales y sistemas de producción tienen ventajas innegables, ésta no se mantiene necesariamente en todos los casos y lugares.

Casa sombra

Como una necesidad de proporcionar sombra para disminuir las quemaduras por sol en frutos, aparecen las mallas de sombreo. Generalmente, existen tres tipos:

Malla sombra de techo. Tienen la malla exclusivamente sobre los cultivos sostenida por estaciones un poco más altos que los normales. La altura es de 2-2.5 metros, y buscan protección sólo contra quemaduras de sol.

Malla sombra combinada. Es un poco más alta que la anterior, pero cubre los laterales y techo. Se busca protección contra el sol y plagas.

Casa sombra.  Está cubierta por los laterales y techo, pero la diferencia se localiza en la altura: fluctúan entre 4 y 6 metros.

Inicialmente, la malla superior proporcionaba de 35 al 50% de sombreo, y en los laterales se combinaba con malla antitrips. Las casas sombra destinadas a establecer sólo pimiento de color, aún conservan esta combinación. Sin embargo, se ha generalizado la utilización de malla antitrips, tanto en techo como en laterales, con 10% de sombreo y combinado, en ocasiones, una malla interior móvil con un porcentaje de sombreo mayor.

Se pueden encontrar diferencias en la techumbre de la casa sombra, es decir, algunas son totalmente planas y otras en forma de capilla. Como es lógico aquella con techumbre plana tendrá más problemas en caso de lluvia, tanto en la propia estructura de la malla como con la humedad interior que se genera. De hecho, en el noroeste de México, ésta es una de las desventajas más marcadas de la casa sombra frente a los invernaderos.

De acuerdo con la definición de invernadero, la casa sombra, aunque tenga cubierta plástica parcial, no puede considerarse como invernadero, sino como una protección. En este tipo de estructuras no se puede conseguir una regulación del clima en forma eficiente. Sin embargo, determina modificaciones en este último (lo suficiente para permitir que el cultivo establecido sea rentable).

Al igual que los invernaderos, la cosecha de los cultivos que se desarrollen ahí deben ser destinados a los mercados de exportación. Entre ellos se encuentra el tomate, pimiento de color, pepinos y flores, principalmente. HC